sábado, 22 de enero de 2011

Diez homenajeados en el Día del Escritor Nicaragüense


1295668786_RECONOCIMIENTO  08.jpg
Este 18 de enero se cumplieron 144 años del nacimiento de Rubén Darío. La efeméride dio lugar a la institución del Día del Escritor Nicaragüense, que este 2011 el Centro Nicaragüense de Escritores (CNE) celebró con un acto en el auditorio central de la Universidad Americana (UAM).
Lo mejor de nuestras letras se dio cita en dicha actividad, presidida por la junta directiva saliente del CNE. En el acto se entregaron los libros editados por esta institución a la poeta Claribel Alegría, a Mario Urtecho y a Alejandro Bravo. Asimismo, hubo un homenaje a diez personalidades que han aportado mucho a la cultura nacional. Todos ellos recibieron una placa de reconocimiento y fueron los agasajados de la noche.
El doctor Roberto Argüello Hurtado, descrito por Julio Francisco Báez como “impecable hombre de familia, soldado de la ley, renacentista de la Patria” fue uno de los galardonados.
También fue reconocida la labor del dibujante, pintor, arqueólogo, promotor cultural, docente universitario, instructor de artes plásticas y editor de la revista de cultura popular nicaragüense Quinto Sol, desde 1996, Bayardo Gámez Montenegro.
Asimismo, el chontaleño David Ocón fue merecedor del homenaje por su destacada  trayectoria como artista plástico y por la calidad de su prosa en relatos como “De bien decir y de maldecir”, “La feria de la carne”, “Escritos abrasivos”, “Historia de Jesucristo y sus relatos”.
El Centro Nicaragüense de Escritores tuvo a bien entregar placa de reconocimiento al recientemente incorporado como miembro de la Academia de Juristas de Nicaragua; miembro del Instituto de Estudios del Modernismo, de Valencia-España, que preside el dariano Ricardo Llopesa, y conferencista en varios locales culturales en lo que se conoció como Culturama y La Casa de la Cultura de Masaya, Alfonso Dávila Barboza, jurista, colaboraciones aparecen frecuentemente en es engalana constantemente las páginas de Nuevo Amanecer Cultural.
Fernando López, arquitecto, diseñador y artista gráfico que ha publicado “Granada: Historia y Arquitectura”; “Granada -fotografías de Rossana Lacayo y textos de Carlos Cuadra Pasos-“; Pablo Antonio Cuadra, Pedro Xavier Solís y Fernando López Gutiérrez, “Granada”: fotografías de Rossana Lacayo y estudio historiográfico de la ciudad por Fernando López Gutiérrez. Fue acogido con entusiasmo por los escritores que presidían el acto.
El trabajo de la socióloga, antropóloga social y poeta Yolanda Elizabeth Rossman Tejada, Secretaria de la Asociación Nicaragüense de Escritoras, no podía pasar inadvertido y la admiración hacia su quehacer fue materializada en la placa de reconocimiento que recibió esa noche.
Otra mujer cuyo desempeño la hizo digna de subir al estrado es la granadina María Cecilia Bravo, maestra de generaciones y colaboradora de suplementos culturales.
Psicólogo, historiador y sociólogo, investigador de vocación, miembro del Instituto de Cultura Hispánica, autor y coautor de varios libros; editor, fundador y director de varias publicaciones periódicas, entre muchas otras cosas, el granadino Jimmy Avilés recibió aplausos de los asistentes por los méritos que caracterizan su vida cultural.
Don Raúl Javier García, bardo y autodidacta, reconocido como el Poeta Carpintero,  también recibió placa de reconocimiento.
Edgar Tijerino y el Cne
A nadie sorprendió más el reconocimiento que recibió que a él mismo. Edgar Tijerino Mantilla, el apasionado cronista deportivo, amante de la lectura, telenovelero y cincelador de historias también fue laureado por el CNE.
“Me siento extraño, como que tengo que adaptarme a esta situación. Yo escribo porque me gusta, por necesidad de escribir, pero nunca pensé que gente que escribe de verdad se fuera a fijar en mí”, compartió Tijerino.
“En diciembre me informaron de esta actividad y pensé que era una cosa más sencilla, más casual, y hoy veo y me pregunto qué estoy haciendo yo aquí, me siento un poco como cuando salí de ingeniería y empecé a trabajar en un periódico”.
Hacer un par de libros anuales está en sus metas, y nos adelantó que el más próximo es Levántate y lanza, sobre Denis Martínez.
“¡Edgar escritor! ¡Tijerino militante de la Literatura! Por esta razón esencial, querido hacedor de escuela, el Centro Nicaragüense de Escritores rinde tributo a una pluma briosa enquistada en la decencia, que admite errores pero jamás otorga concesiones a ingratitudes y desvergüenzas”, dijo Julio Francisco Báez..
Traspaso de directiva
Además de reconocer el trabajo cultural de estos diez incansables hacedores de cultura, en la ceremonia se dio el cambio oficial de junta directiva del Centro Nicaragüense de Escritores. El presidente saliente, poeta Luis Rocha Urtecho, según los estatutos, es el presidente honorario de la junta directiva que encabeza la escritora Vida Luz Meneses.
“En este momento podemos decir, como aquel personaje de la historia: tenemos el poder, y ahora, qué vamos a hacer”, con estas palabras inició un breve discurso la poeta Vida Luz Meneses, quien dio a conocer las políticas que implementarán durante su periodo al frente del CNE.
“Apoyaremos el orgullo de la literatura nicaragüense tanto a nivel nacional como internacional; continuaremos las importantes acciones que desarrolló la junta directiva saliente, entre ellas mantener activa la comisión designada para buscar pensión para los miembros vulnerables del CNE; conservaremos y ampliaremos lazos con la empresa privada, que hace posible la publicación de dos ejemplares anuales de la revista El hilo azul”, se propuso la nueva presidenta del Centro.
Otras actividades propuestas son: Desarrollar alianzas con organizaciones afines que permitan potenciar actividades, descentralizar los eventos, procurando desarrollarlos en los distintos departamentos y regiones del país, fortalecer lazos con la región centroamericana, particularmente con Costa Rica, retomando los encuentros binacionales, como una contribución a la salida pacífica del conflicto por el Río San Juan; buscar nuevas fuentes, promover mayor participación de las y los jóvenes escritores e incentivar la lectura comprensiva.
Publicar un comentario en la entrada